18 de octubre de 201901 de Noviembre 2014, 04:30 pm.
Metro
0

Capacitarán a ‘babysitters’

Condado de Montgomery, en Maryland, busca legalizar a niñeras. Iniciativa apunta a mejorar el cuidado, la seguridad y la educación temprana en los niños menores.

Capacitarán a ‘babysitters’Muchos de los que ofrecen servicios de ‘babysitting' son ilegales, por la barrera del idioma. Ahora el condado los guiará en el proceso. Foto: Archivo.

Jossmar Castillo y Víctor Caycho / Washington Hispanic

L

as personas que se dedican a brindar cuidado infantil en el Condado de Montgomery tendrán la oportunidad de capacitarse para ejercer esta profesión de manera legal y así llenar los requisitos que el estado de Maryland les impone.

Se estima que en el condado, el 70% por ciento de las personas que se dedican a esta actividad hablan otro idioma aparte del inglés y en ocasiones no cumplen con los requisitos.

“Muchos, por la barrera del idioma, ofrecen este servicio de manera ilegal”, sostuvo Nancy Navarro, concejal del condado, quien impulsó una ley que incentiva a las personas a capacitarse.

La nueva ley crea un puesto de alto rango dentro del Departamento de Salud y Servicios Humanos (DHHS, en inglés) que se va a encargar de ofrecer entrenamiento, asistencia técnica y mentoría, de manera bilingüe, para aquellos proveedores de cuidado infantil en el hogar para obtener la licencia o continuar mejorando su calidad.

Este es un primer paso para promover el cuidado infantil de calidad en el condado”, dijo Navarro sobre la ley que preparó durante dos años y que fue felizmente acogida por sus colegas en el Concejo.

La iniciativa tiene también como objetivo que estas personas contribuyan a brindar una educación temprana de calidad para disminuir la brecha académica entre niños de diferentes grupos étnicos.
“Sabemos que los primeros años los cruciales para el desarrollo de los niños y queremos que la gente, aparte de brindarles un lugar seguro, incentive de manera correcta el aprendizaje de los pequeños”, mencionó Navarro.
La nueva figura dentro del DHHS también procurará elaborar un reporte anual que recoja información sobre cuántas personas que se dedican al cuidado infantil hablan español y otro tipo de idioma.

Esta semana se logró la aprobación unánime en el Concejo del Condado de Montgomery, de la ley que busca regular el ejercicio del cuidado infantil que ofrecen las personas particulares y otras organizaciones.

La iniciativa había sido presentada semanas atrás por la concejal Nancy Navarro y surgió tras la necesidad de mejorar el cuidado de los niños a una edad temprana para que los resultados se vean cuando estos niños entren a la escuela.

“Este es un primer paso para promover el cuidado infantil de calidad en el condado”, dijo Navarro sobre la ley que preparó durante dos años y que fue felizmente acogida por sus colegas en el Concejo.

La nueva ley crea un puesto de alto rango dentro del Departamento de Salud y Servicios Humanos (DHHS, en inglés) que se va a encargar de ofrecer entrenamiento, asistencia técnica y mentoría, de manera bilingüe, para aquellos proveedores de cuidado infantil en el hogar para obtener la licencia o continuar mejorando su calidad.

Actualmente en el estado de Maryland cualquier persona que llene los requisitos, entre los que están contar con un entrenamiento en cuidado de niños, administración y seguridad, como el curso de CPR, puede aplicar para una licencia y cuidar hasta ocho niños, dos de los cuales pueden ser menores de dos años.

“El problema es que si no se tiene la licencia, no se está impartiendo el tipo de educación temprana necesaria para que cuando los niños entren a Kinder estén preparados”, sentenció Navarro, quien está convencida que iniciativas como estas reducirán en un futuro la brecha académica que hay entre niños de diferentes grupos raciales.

Se ha visto que con el pasar de los años, las escuelas requieren más y más recursos económicos para atender a una población de estudiantes inscritos en grupos de Inglés para Parlantes de Otro Lenguaje (ESOL), o que tienen otras necesidades, una situación que podría mejorarse si se invierte en la educación temprana de los niños, como la estimulación a la lectura, son factores claves.

Según cifras que maneja el condado, un 70% de las personas que se dedican a este trabajo, se identifican como personas que hablan otro idioma además del inglés. “Muchos, por la barrera del idioma, ofrecen este servicio de manera ilegal”, sostuvo Navarro, a la vez que resaltó que con esta ley las personas contarán con alguien que los guíe en el proceso de legalizar sus operaciones.

El nuevo puesto dentro del DHHS también procurará elaborar un reporte anual que por primera vez recoja información sobre cuántas personas que se dedican al cuidado infantil hablan español y otro tipo de idioma.

Cifras del Maryland Child Care Resource Network estiman que en el condado, el número de niños menores de 11 años con madres que trabajan alcanza los 138 mil 292, mientras que solo hay unos 933 proveedores de cuidado de 
niños que atienden a un 5% de la población, es decir 7 mil 12 niños.

 COMPARTIR:
COMPARTIR:
  • googleplus
  • linkedin
  • mail
COMENTARIOS


Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

SECCIONES: